Una pieza del tablero que se convirtió en Reina

La historia de Phiona Mutesi, campeona y maestra internacional de ajedrez, inspiró a Disney para relatar su vida en una película. ‘Reina de Katwe‘ podría sonar como la típica historia del deportista que partió desde el barro y llegó al éxito a punta de esfuerzo y perseverancia, pero en la vida de Phiona (Madina Nalwanga) hay un nosequé que me hace pensar que estamos frente ante a una historia extraordinaria, y perfecta para toda la familia.
reinadekatwe1

Del libro de Tim Crothers a la pantalla grande llega ‘Reina de Katwe‘ que se estrenó en nuestro país este jueves 17 de noviembre de la mano de Cinecolor Films Chile.

Diamantes en bruto

Como suele pasar en Disney, en ‘Reina de Katwe’ los personajes son completamente adorables y muy bien construidos, casi como si estuvieran dibujados por la mano de Walt Disney en una década clásica de la industria. Allí encontraremos –además de Phiona- a un grupete de amigos y villanos que parecieran ser reflejos de personalidades ya conocidas por nosotros; los niños son Flounders y Chips, y los villanos son hienas y Jaffares. La magia de Disney está presente todo el rato, aun cuando estemos hablando de personas de carne y hueso como tu, o como yo.

reinadekatwe2
Además de toda la gama de personajes, se encuentra la madre de Phiona (una profunda lupita Nyong’o), una mujer viuda –que por muy joven que se vea– lucha con uñas y dientes diariamente para mantener a sus hijos con techo, abrigo y un poco de alimento necesario para para subsistir. Lupita se roba la película, y por momentos pareciera ser la verdadera protagonista de esta historia, porque la cámara la adora y ella lo sabe haciendo honor al Oscar que ganó como mejor actriz de reparto el 2013 con ‘12 años de Esclavitud

Ahí, cuando el éxito se asoma, y es curioso presenciar como nadie entiende lo que está pasando. El pueblo natal ‘Katwe‘ se alegra, festeja, se emociona, pero la familia sigue siendo pobre en un país donde las oportunidades son escasas. Hay una chance de éxito, pero para ellos siempre será algo inalcanzable, o al menos perdurable.

Luces y contrastes

Otra cosa a destacar (además de la historia), es la exquisita textura africana presente en la película; hay calor, detalles, colores que te transportan directamente a Uganda. Quizás un poco irreal sugerir que todos llevan vestimentas “nuevas” y limpias en un contexto tan pobre, pero es de esperar que sea el “código” Disney el que esté hablando y no la realidad misma que vivió la familia de Phiona. De haber sido así, creo que hubiera sido mucho más crudo de ver para el target que la película tiene como objetivo, así que en ése “sentido” supongo que está bien.

reinadekatwe3
Por momentos se me hizo un poco lenta, quizás porque se toma su tiempo en replantear el asunto del “crecimiento” del héroe (en este caso en el éxito de Phiona para llegar a convertirse en campeona de ajedrez). Pero incluso, podríamos decir que cada experiencia está bien contada desde la perspectiva de una familia que no le ha tocado nada fácil;  el arduo trabajo de vender maíz, hasta mencionar “sutilmente” la prostitución de las mujeres jóvenes como método de sobre vivencia.

A estas alturas ya deberíamos saber a lo que venimos; una historia llena de amor y de moralejas y que al termino de la película dan ganas de valorar todo lo que uno tiene en la vida. Y es porque Phiona ha vivido la extrema pobreza, sabe lo que es el hambre y la ignorancia, pero posee una sabiduría enorme que asombra a cualquier espectador.

 

Se equivoca a veces, se deja llevar por la arrogancia y en un par de ocasiones deja de escuchar a su madre , pero al final lo que nos deja es precisamente eso; revelar los errores de las jugadas, para hacer un verdadero jaque mate a la vida y al destino.
Más allá de todo eso, ‘Reina de Katwe‘ es una excelente película para reír, aprender, y llorar. Buena música, buena fotografía, buen elenco, pero con ganas de que podría haber sido un poco más realista de lo que fue.

Ojo, que la estocada final en los créditos es muy buena.

¡Comenta!