ANTES QUE TODO: vamos a dejar claro que la primera adaptación de 1990 es una película de culto. Es la historia cinematográfica (hecha miniserie) que nos traumó cuando la pasaban a medianoche con un título doblado a “ESO: El Payaso Asesino…“. Pero los años pasaron y estamos claros que ni los efectos especiales, o la mala actuación de la mayoría de los actores la pudieron conservar en el tiempo…hoy en día es re difícil que un cabro chico se asuste con Tim Curry y su versión de Pennywise, porque simplemente los-tiempos-han-cambiado, y en casi tres décadas el cine de terror ha sufrido cambios brígidos.

Dicho todo esto, es que esta nueva adaptación de la novela escrita por el tío Stephen King, es sencillamente todo lo que la anterior no pudo ser. Dirigida por el hermano argentino Andrés Muschietti (Mama, 2013), llega ‘IT‘ o ‘ESO’ a nuestros cines locales a partir de este jueves 7 de septiembre con toda la carne a la parrilla, para revivir ese inolvidable trauma de la niñez que nos hizo sentir el terror hacia los payasos.

 

 

Confesión desde la fibra

Probablemente al igual que ustedes que deben tener entre 25 y 40 años, ‘IT‘ fue ese título televisivo que –personalmente– me generó más rechazo hacia los payasitos. Recuerdo que no había nadie en el círculo cercano que no haya visto la película en VHS o en la tele, debe ser porque era también una de las pocas historias violentas en que se atrevía a matar cabros chicos, y porque bueno, como buen ñoño uno se sentía identificado con alguno de los personajes del “club de los perdedores”. Después de eso, las alcantarillas y los globos rojos nunca más volvieron a ser los mismos, ¿o si?.

Como sea, no creo que mi historia les importe pero encontré necesario escribirlo aquí para que sientan que quien está “detrás de estas letras” no es cualquier pelagato que fue a ver la película (¡a todo esto gracias Warner!). En otras palabras, soy un perdedor más, uno que adora hasta la muerte esta historia e intenta ser lo más objetivo posible con la nueva película para poder darles una opinión más certera.

Yapo, ¿cómo es la peli?

Esta nueva ‘IT’ la defino como todo lo que uno quiere ver como adaptación de un libro. Me refiero a que por sobre todo, se nota un respeto enorme por la obra original, conservando detalles y referencias a lo largo de las 2 horas y algo que dura el film. Claro está, que es imposible resumir un libraco de 1500 páginas en tan solo dos películas (la segunda viene en unos dos años más), así que esta se detiene a mostrar lo justo y necesario de la historia sobre los Perdedores: Bill, Stan, Ben, Mike, Bev, Richie, Eddie, y el contexto en que se sitúan como héroes y víctimas de su entorno.

Bill Skarsgård (‘Atomica‘) da forma a un payaso diferente al que conocíamos de Tim Curry, este es mucho más teatral y saca provecho de todo lo que tiene al alcance como un “bufón” de circo. En su momento le tiraron tanta basura al actor, que da un poquito de gusto que en este mismo minuto le esté cerrando la boca a todos los haters que no dejaron de compararlo con el de Curry. Karma po’; el Pennywise de Skarsgård exhala horror, se cree el personaje, y devora la pantalla en cada escena que participa.

Se nota que tampoco pretende competir con la miniserie o el libro mismo, puesto que re formula la historia situándola específicamente en el año 1988, y no en 1958. Y cambia “ciertos hechos” para darles más coherencia a esta historia, que a pesar de que la conocemos al revés y al derecho, resulta fresquísima como algo que nunca antes hayamos visto.

Aprovechando el movimiento retro que se ha vuelto tan popular en series y remakes, esta cuenta con una producción de guiños sabrosa con toda esa onda de finales de los ochenta: ‘New Kids on the Block‘, ‘Street Fighter‘, ‘The Cure‘, ‘Pesadilla en la calle Elm‘, ‘Beetlejuice‘, e incluso ‘Batman de 1989′. Hay más, pero es mejor que las descubran ustedes mismos.

– “PORFA, no sea de los tontitos que van por la calle diciendo que es una “copia de Stranger Things”.

amamos esa serie aquí en Nerdix, pero estemos de acuerdo que gran parte de su argumento es gracias a Stephen King…”

La película no es buena. Es buenísima. Corta. No hay espacios para que uno piense; “ooh la we@ aburrida“, o “buu, otra vez lo mismo de siempre“. El horror de esta nueva ‘IT‘ busca cautivar la generación que vivió los noventa con títulos como este, y al mismo tiempo (casi por malabarismo) pretende encandilar a la generación que solamente ha crecido entre estrenos de “posesiones satánicas” y películas de “El Conjuro”.

La película asusta y genera horror palpitante…quizás no tanto como algunos puedan esperar (aunque loco, seamos honestos y recordemos que Pennywise es un personaje creado hace más de tres décadas, por ende es una pega muy difícil de conseguir). Sin embargo el guión de Cary Fukunaga (‘Beast of no Nation‘) hace bien la pega dejando bien en claro que esta historia va más allá de un “payaso demoniaco”, y que el miedo es la columna verterbral que construye todo lo que es ‘ESO’; un grupo de niños atormentados por los terrores de sus padres, y también de lo que se esconde bajo el pueblo de Derry.

Es más, una línea del libro lo deja más que claro:

…y Eddie descubrió una de las grandes verdades de la infancia: los adultos son los verdaderos monstruos.”

La amistad lo es todo

Otro pilar de la película es la amistad. Ese vínculo que puede nacer de las circunstancias más inusuales y que te puede salvar de cosas como payasos intergalacticos hambrientos de carne humana.

Los cabros son tan querendones que uno como espectador siente de inmediato una conexión con los actores, especialmente con Richie (Finn Wolfhard), Eddie (Jack Dylan Grazer) y Beverly (Sophia Lillis), quienes tienen una química emocionante. La misma conexión que sentimos –por ejemplo– con ‘Stranger Things’ el año pasado, pero con la diferencia de que estos son más fieles a la esencia de King, y no tan forzados a promover esa nostalgia a la que nos tienen acostumbrados.

Hay momentos para todo; terror, drama, romance, e incluso humor (del bueno). Ahí es cuando pienso que la película la hizo, porque toma la obra completa y no la adapta al pie de la letra como quisieran los turbo puristas, si no que la re inventa en un producto hermoso de amistad y terror. Algo que estoy segurísimo les va a encantar.

También se tocan todos esos temas que en la versión anterior no se pudieron mencionar directamente por una decisión ética (me imagino por la época). Aquí se insinúa el abuso sexual, el racismo, el machismo, e incluso toca fuerte el tema de sobre llevar el duelo. Escenas y diálogos, que tal vez puedan herir la sensibilidad de los menores de edad que vayan a ver la película, porque recordemos que finalmente aquí en Chile fue catalogada para +14 a pesar de que en otras partes del mundo fue considerada para mayores de 18 años. Así que si están pensando en llevar al regalón de la casa, primero tengan claro que esta película tiene escenas igual “fuertonas” para alguien muy chico.

Para terminar les cuento que el mismo Stephen King dijo que esta película superó sus expectativas, y ¿saben qué? opino lo mismo que este compadre. La sensación después de haber visto ‘IT‘ fue terriblemente bacán, y se agradece que una película (entre mil), se atreva sin miedo a mostrar las cosas que la mayoría de las películas teme proyectar. Les cuento además, que fue un gozo en el alma ver la sala llena de gente que se asustaba, que lloraba, y que incluso aplaudió a rabiar los créditos.

Vaya a verla, sin miedo, y con la confianza de que va a encontrar una adaptación que vale la pena ver. De esas que da gusto tener en el cine, y que ponen en lo alto el género del terror.

¿Quieres flotar?, Pennywise te espera bajo la alcantarilla, o tal vez…bajo la cama esta misma noche antes de dormir.

¡Comenta!