Si el dúo de la historia del regaetton es Wisin & Yandel, o bueno, del rock para no herir susceptibilidades melómanas, es John Lennon y Paul McCartney, el de la nueva historieta chilena es Guido “Kid Dibujante” Salinas y Sebastián Castro: ilustración y guión, pulsión y razón, dos talentos, dos buenos amigos, dos referentes y dos futuros exponentes internacionales. Y que esta semana nos adelantaron una sorpresa a su altura, Galvarine.

Así es, porque el próximo cómic de esta dupla ñoñística es nada mas ni nada menos que la biografía ficcionada de Galvarino, unos de los más icónicos, corajudos y legendarios caciques de la historia del pueblo mapuche, del cual no se sabe demasiado en detalle, específicamente que luchó a muerte contra los españoles siendo parte de las filas de Lautaro, que una vez capturado sus manos fueron cortadas y que a pesar de esto siguió batallando con navajas amarradas a sus muñoñes, hasta lamentablemente ser condenado a la horca en el combate de Millarapue en noviembre de 1557. Un the real mártir.

Lo interesante eso sí, es que según la ilustración que salió a la luz, las referencias estéticas a Wolverine y específicamente a la saga “Proyecto Lázaro, Parte 1” (Duffy – Buscema, julio de 1990) de la Era del Cobre de Marvel son notables y aplaudibles. Más cuando en vez de Marvel su logo en versión araucana dice Marichiweu. Ante la pregunta del porqué de las semejanzas del lonko con el mutante canadiense, Castro explica “Porque Galvarino tiene un alma más de antihéroe. Es más oscuro, lo motiva la venganza y es capaz de sobreponerse a caídas. Galvarino no es líder, es un soldado, es un arma. Imagina a un hombre de pueblo al que le han quitado todo, y se ve inmerso en una guerra eterna. Es un berserker, sediento de venganza y justicia. Cualquiera que le haya hecho daño a él o los suyos la pagará caro. Los paralelos con Logan se escriben solos”. (Lágrima emotiva)

Sobre cómo se gestó Galvarine, la historia de un videoclub de barrio tiene su importancia y Salinas la detalla: “Principalmente, era un dibujo que quería hacer hace más de un mes, pero por tiempo no me había sentado a dibujar con tranquilidad. Estaba todo en la nebulosa mental, pero cuando lo vi terminado, y descubrí lo que realmente ERA, este guerrero mapuche en su versión Wolverine, ambos héroes de mucha trascendencia, dije, hay que hacerlo. Además hay mucho romance con esa portada de Wolverine, recuerdo que vendían y arrendaban el juego de Nintendo en un videoclub cerca de mi casa, y de hecho así conocí al mutante de las garras en verdad; como a los 10 años debe haber sido, traje naranjo y luego en el Canal Fox Kids con las mallas clásicas amarillas. De ese momento tengo el imborrable cariño a esa portada de la historieta y el juego de NES, y la idea con Galvarino, era homenajearla y fusionarla. Se pensó y se hizo”.


Recordemos que “Kid & Castro” (junto con el gran Carlos Badilla, como colorista) trabajaron juntos en el increíble fancómic “Daredevil: justicia Ciega” de noviembre del año pasado, que mostraba un estilo crudo y recargado apoyándose en una historia de corrupción y conspiraciones políticas que incluso adelantaba la figura de Donald Trump como presidente de los EE.UU. Y que contó con Nerdix como medio exclusivo de publicación y difusión.

“Creo que hacemos una dupla interesante porque a pesar de parecer muy diferentes tenemos un terreno en común donde viven los héroes y las glorias. Es fácil para mí escribir los temas que al Guido le interesan y él por su parte ilustra pero en segundos lo que yo trato de imaginar. Además lo pasamos en grande creando: en los cómics no existe regalo mejor que un buen compañero de armas” cuenta Castro.

Si quieres conocer o re-leer este magnífico resultado revísa haz click aquí.

Sólo queda esperar para que la sed de rebelión y venganza de Galvarine llegué a nuestros ojos, cosa de ver cómo patea cascos hispanos, motivándonos a releer la historia de una forma emotiva, sangrienta y sobre todo, ñoña.

¡Comenta!