En el año 2009 salió a la luz una versión criolla del juego de mesa que probablemente todos conocen, si: Monopoly. El famoso juego del viejo loco y multiricachón cuenta con múltiples versiones, tanto de Nintendo, Game of Thrones, Dragon Ball Z e incluso de Rick and Morty, por eso no podríamos dudar de que Chile, país gamer, también tuviera una.

Como bien se mencionó y algunos sabrán, ya había una versión chilena, pero sinceramente no tenía una gran espiritualidad en torno al país, Hasbro (editorial del juego) básicamente había juntado uno que otro lugar y ahí habían quedado, algunos criollos de corazón recordarán la versión chilensis que sería La gran capital o el Gran Santiago (¡las que aún venden en Meiggs!), que han sido inmortalizados en nuestros corazones; pero como es sabido en el mundo de los juegos… no hay juego que Rework no tenga, algo así como una especie de manda de la generación 2015-2017 (fenómeno que ciertamente no es solo de juegos, es cosa de ver el cine hoy en día).

Cuando el juego se hace verdadero

Vamos al grano, elegir un Chile que te represente puede ser un tanto democráticamente complicado si lo llevamos a la política (pero como los juegos a veces llegan a ser un momento para descansar de eso y darle rienda suelta a la diversión…) por eso  se podría decir que es más fácil que en un juego quede plasmado lo que uno quiere, la pregunta va por si quieres ser parte de ello…

El próximo año se viene el Monopoly Chile 2.0, el renovado, el lolein, el que aprendió de sus errores y ahora se ve más bacán. Esta versión cuenta con el mismo y clásico mapa cuadrangular, eso sí, su diferencia es que tendrá cuatro sectores: un “Chile Azul” (sectores playeros, costeros y todo lo parecido), un “Chile Bellezas naturales” (veremos ahí al desierto florido, catedrales de mármol, el valle de la luna y lugares políticamente correctos que entren en el concepto), también habrá un “Chile cordillerano” (Volcanes, cerros o sectores que correspondan al nombre…¡lugares cordilleranos!) y finalmente, pero no menos importante hay un “Chile Patrimonial y Moderno”… sí, tal como suena… Sinceramente no creo que sea la categoría más interesante que mostrar en el país, pero calza con los intereses más “milleninials” de una manera u otra, ahí veremos al Costanera Center (si, no es talla), el templo Bahá´í, o incluso el teleférico, ciertamente no son lugares que uno diga como “¡realmente esto represente a Chile!”, pero si lo pensamos desde el punto de vista de que es un juego donde debes comprar propiedades… adquirir la torre de un mall quizás sea más acorde que un lugar que pueda ser bonito como un monumento. Lo que sí mencionamos solo algunos de los lugares del lado “moderno”, en el patrimonial tenemos iglesias de Chiloé, palafitos, Moáis y los cerros de Valparaíso.

Ahora, en cuanto aspectos técnicos solo queda ponerse a votar en www.votamonopolychile.cl

Ahí vas a poder elegir 4 lugares, uno de cada sector, de tal forma que en octubre (pues las votaciones cierran el 30 de septiembre) se conozcan los 22 lugares ganadores, los cuales serán plasmados en el tablero del juego y podrás decir “yo fui parte de eso”, algo como un diseñador freelance del juego *ba dum tss*. Otro aspecto así como lolein del juego, es que después de votar te arma una postal de Chile con ilustraciones minimalistas de los lugares que elegiste, abajo un ejemplo:

Ahora, si de Monopoly mucho y quieres más elecciones, recuerda este año votar por politicos que te representen y ojalá no sean cultistas de Cthulhu, podría resultar complicado para las relaciones exteriores… ¡Ah! y antes de olvidarlo, otro dato a nivel cultural es que la “Marca Chile” también está eligiendo los lugares más representativos del país, puedes ingresar a www.chilequetequiero.cl para votar.

¡Comenta!