Fue un día 13 de Agosto de 1997 cuando Comedy Central nos dio a conocer a Stan, Kyle, Kenny y Cartman, cuatro niños que vivían en el pequeño pueblo de South Park Colorado, con una animación algo precaria hecha completamente a mano y temáticas algo extrañas, pero ¿Cómo una serie que comenzó con una historia sobre una sonda anal llego a las 20 temporadas, 1 una película, videojuegos y a nuestros corazones?

Quizás la razón por la que South Park alcanzo tal popularidad es porque muestra temáticas adultas desde el punto de vista de los niños, pero no de niños idealizados y bien portados, sino niños más comunes, buenos para la chuchada, que se molestan entre sí, y que de alguna manera representan conductas más comunes de lo que pensamos, porque nos muestra de manera muy crítica y caricaturizada los defectos de la sociedad moderna.

Personajes tan malvados como Cartman no son reales, pero sí lo son sus ideales, si hay gente así de racista y clasista, también existe gente tan políticamente correcta como Stan o Kyle, y por supuesto que hay gente como Kenny, un personaje que a pesar de no tener diálogos claros, siempre se muestra como el que sabe algo más o el más vivo. A esto se le suma lo buenos que son los creadores para tomar temas bastante contemporáneos, desde la diversidad sexual hasta el conflicto en medio oriente, pasando por religiones como la cientologia, no hay tema o personaje que se salve, lo cual ha generado mucha polémica y ha nutrido a la serie de maravillosos episodios, ya en su temporada numero 20 finalizada y a la espera de la temporada 21 el programa aún tiene la cualidad de reinventarse y ver como los niños entienden los temas de hoy, con ese humor negro que los caracteriza.

La verdad es que Trey Parker y Matt Stone podrían ser unos idiotas, pero nos dieron la capacidad de poder reírnos de todo, y de todos, nos entregan personajes muy graciosos y en situaciones bastante delirantes y esperamos que lo sigan haciendo por un par de años mas! Porque si durante estas 20 temporadas he aprendido algo es …¿Qué haría Brian Boitano?

 

 

 

 

¡Comenta!