¿Un DLC o expansión? ¿Dónde está Nathan Drake? ¿Será un Uncharted 4: 2.0?

Estas fueron algunas de las interrogantes que tuvimos cuando se anunció el nuevo juego Naughty Dog y las respuestas a todas estas interrogantes es un rotundo…NO. Ya que el juego, tanto en historia, emociones y desarrollo de personajes no tiene nada que envidiar a las entregas anteriores.

Apenas comienza el juego nos encontramos con una vieja conocida de Uncharted 2, hablamos de Chloe Frazer, la caza recompensas que asume el protagónico de esta nueva entrega. Luego de las primeras imágenes nos enteramos que debe reunirse con una amiga dentro de una zona de alto resguardo militar, hablamos de nada más y nada menos que Nadine Ross, sí, la antagonista de “El desenlace del ladrón”.

El intercambio de la jineta

Sí, no hay que negar que durante los primeros minutos de “El Legado Perdido” se extraña la presencia de Nathan y compañía, sin embargo al cabo de dos capítulos este sentimiento desaparece y nos encariñamos con las personalidades distintas de la nueva dupla femenina, quienes deben trabajar en conjunto para buscar el colmillo de Ganesha en los paisajes de Ghats. ¡Puro girlpower!.

Uno de los grandes logros del juego, es el guión y desarrollo de personajes que nada tiene que envidiar a Uncharted 4, ya que muchos de los diálogos son de peso y nos muestran la historia desconocida de la cazarrecompensas y la mercenaria, quien a pesar de estar controlada por la Inteligencia Artificial, en muy pocas ocasiones se siente como un NPC cualquiera y pasa a ser una verdadera compañera, tal como fue Sully o Elena.

Nuevo comienzo

El título se sitúa un año después de Uncharted 4 y posee algunos diálogos referentes al juego anterior, sin embargo no es necesario haberlo jugado ya que fuera de eso, no influye en nada más. La jugabilidad sigue siendo lineal, eso sí en algunas ocasiones contamos con escenarios un poco más amplios que nos permiten ver la belleza de los gráficos al momento de retratar la fotografía de los paisajes.

Dentro del gameplay se repiten los controles para atacar, disparar, la modalidad de sigilo y las armas, y queda al debe con la movilidad dentro de los escenarios; la dificultad también está reducida ya que la búsqueda de tesoros no es complicada y algunos puzzles son bastante fáciles de resolver y cuenta con tiempos de carga bastante lentos, lo cual al momento de jugar desespera un poco.
La historia dura cerca de seis horas aproximadamente, y contiene bastantes emociones y situaciones dignas de una montaña rusa transformándose en un título digno de llevar el nombre de Uncharted y ser la nueva entrega para los viudos de Nathan Drake.
Veredicto

El juego funciona, se desmarca de los títulos anteriores, es un buen lavado de cara con personajes frescos llenos de carisma y personalidad, paisajes hermosos y una calidad gráfica increíble; pero por otra parte la historia concluye rápido ya que los escenarios no contienen grandes espacios para la exploración y puedes tardar máximo cinco minutos en resolver los puzzles más “complejos”. Fuera de eso contiene todos los ingredientes necesario para ser un buen juego digno de llamarse “Uncharted”.

¡Comenta!